Hábitos que llevaron a Carlos Slim a ganar muchísimo dinero

Hábitos que llevaron a Carlos Slim a ganar muchísimo dinero

Hay una larga lista de hombres y mujeres que son ejemplo a seguir en el ámbito económico. Pero su fortuna no solo se debe a tener un buen ojo para los negocios, sino también en su filosofía y estilo de vida, como es el caso de Carlos Slim.

Carlos Slim es un empresario mexicano que está en la lista de los hombres más ricos del planeta. Al momento de escribir este artículo su riqueza se calcula alrededor de 56 mil millones de dólares, posicionándose entre los primeros lugares en la lista de Forbes.

La verdadera historia de Carlos Slim no fue siempre color rosa, y como cualquier persona se ha enfrentado a situaciones dolorosas y a fracasos. Cuando solo tenía 13 años su padre murió, por lo que salió a trabajar a desde muy temprana edad para poder ahorrar y pagar sus estudios básicos.

Si algo tuvo Carlos Slim desde muy pequeño, fue una mentalidad diferente. Su primer emprendimiento lo hizo Cuando solo tenía 10 años de edad: un día descubrió un lugar donde vendían dulces al mayor, y sin pensarlo mucho empezó a revender esa mercancía debajo de las escaleras de su casa.

Sus buenas decisiones de inversión han llevado a Carlos Slim a posicionarse como el hombre más rico del planeta durante cinco años consecutivos, esto lo ha guiado desarrollar habilidades de análisis asertivo. Pero también por ello ha adquirido ciertos hábitos y pasado por bastantes dificultades para llegar al lugar que ocupa hoy en día.

Estos cambios de estilo de vida y hábitos sencillos llevaron a Carlos Slim a ganar más de 50 mil millones de dólares. El empresario ha compartido su secreto con el medio Lifehack, si los aprendes y empiezas a aplicar tu vida cotidiana, podrás alcanzar también el éxito y ser muy rico algún día:

1 – Intuición:

En los negocios la intución es clave para conseguir el éxito, y Carlos Slim la ha cultivado. Es por eso que tiene la facilidad de saber cuándo entrar o salir de un negocio. Realmente no fue casualidad cuando en la crisis económica de 1982 compró inversiones a bajos precios que luego adquirieron valor y lo hicieron millonario.

Carlos Slim tiene confianza en su país, y por eso siguió su intuición y apostó por invertir, aun cuando otros inversionistas mexicanos se apresuraron a expatriar su capital.

Su intuición no falló y mientras la economía de México se recuperaba, las inversiones de Slim aumentaron su valor y sus adquisiciones se aceleraron. En el 2008, Slim siguiendo sus corazonadas sorprendió al mundo al comprar el 6.4% de acciones en el New York Times.

Sin duda alguna, Slim ha cultivado muy bien su intuición, que es la que lo ha guiado a invertir en la bolsa y para construir su patrimonio.

2 – Aprendizaje rápido:

El aprender rápido es un hábito. Quien logra desarrollarlo alcanza el éxito. El padre de Slim, Julián Slim, se tomó la tarea de enseñarle a sus hijos cómo administrar sus finanzas. También les enseñó a mantener un registro de todas sus entradas y gastos.

Carlos Slim aprendió rápidamente las enseñanzas de su padre, y por ello a la edad de 12 años compró sus primeras acciones en el Banco de México. Luego, siguiendo el ejemplo de su padre, hizo lo mismo y les enseñó a sus propios hijos exactamente las lecciones de su papa.

Hoy en día los tres hijos de Carlos Slim tienen cargos relevantes en los componentes principales de su grupo financiero: el Grupo Carso.

3 – Ahorro:

Cuando Carlos Slim era niño, él y su familia pasaron tiempos difíciles y, vivieron humildemente en las primeras etapas de su carrera, esto le enseñó que debía ahorrar. A este gran magnate se le conoce por llevar una vida austera lejos de los lujos.

En lugar de compras autos rápidos, casas gigantescas o lujos innecesarios, Slim ahorraba dinero. Luego tomaba lo ahorrado y reinvertía en expandirse y tener más adquisiciones.

4 – Apreciar a la familia:

Desde muy pequeño Carlos Slim aprendió el valor de la familia. Es por ello que el nombre de su grupo, Grupo Carso, está compuesto de la combinación de las primeras letras de su nombre y de las de su difunta esposa, Soumaya.

Carlos Slim ama su familia, la reconoce y se toma un tiempo para estar con ella. Se dice que su familia todavía cena junta cada lunes por la noche.

5 – Creatividad:

Para tener éxito en cualquier negocio es necesario desarrollar la creatividad. Esta habilidad ha llevado a Slim al éxito.

Un claro ejemplo de su creatividad fue cuando compró Teléfonos de México (Telmex) con socios franceses y estadounidenses, allí se tomaron decisiones trascendentales:

Era todo un reto poder construir una lista de clientes para el servicio de telefonía celular, cuando la economía de México afrontaba dificultades. Slim implementó un nuevo servicio y vendió teléfonos con un mes de servicio prepagado, en vez de enviarle al cliente una factura mensual.

También, les permitió comprar tarjetas telefónicas prepagadas y usar sus minutos como lo necesitaran. Esta idea innovadora hoy ha sido adoptada por muchas naciones alrededor del mundo.

El resultado de su nuevo sistema, fue que logró satisfacer la gran necesidad que había en el mercado. Así pues, su clientela subió un 66% anualmente, por los siguientes quince años. Hoy en día su compañía es actualmente la proveedora de servicios telefónicos más grande en Latinoamérica.

6 – Diversificar:

Un buen hábito es diversificar en qué inviertes, ya sea tu tiempo o tu dinero. Carlos Slim no ha apostado a un solo mercado, sino que ha invertido dinero en bienes raíces, una compañía de equipos de construcción, minería, tiendas minoristas y de telecomunicaciones, todas estas lo volvieron muy rico y famoso.

7 – Beneficencia:

Aprende a dar un poco de todo lo que ganas. Carlos Slim siempre tienen presente el ayudar a los demás, y por ello ha contribuido a un gran número de fundaciones benéficas.

Apostando siempre por el crecimiento de los mexicanos de menos recursos ha desarrollado su propia fundación. Esta se enfoca en la preparación de capital humano en México a través de la educación y programas de capacitación.

Además, Carlos Slim se ha preocupado por mejorar la salud, nutrición, ayudas para catástrofes, y otorgado becas universitarias a cientos de miles de estudiantes mexicanos.

Al practicar y desarrollar estos 7 hábitos la vida Carlos Slim cambió poco a poco y alcanzó el éxito: eligió rodearse de personas inteligentes, asumió riesgos y sobre todo ¡pensó diferente!

¡Tú también puedes practicar estas habilidades y verás cómo en tu cotidianidad el éxito empezará a florecer!

¡AQUI puedes encontrar muchos libros sobre Mark Zuckerberg!